Definitivamente una joya. Centro al area y Eduardo da Silva le pega con borde externo, acariciando el balón suavamente, enviándolo al segundo palo. De lo que pude ver el fin de semana, lejos el mejor gol.

Anuncios